loading

cabecera

cab-peq

Ricky Martin enamora a Madrid

La noche ya era una promesa debido a que no quedaba ni una entrada por vender, miles y miles de fans y no tan fans de Ricky Martín esperaban rodeando el Palacio de Vista Alegre desde las 17:00 horas. Aparcar por la zona era misión imposible y el parking del Corte Ingles una vez mas hizo su “Agosto”, aunque el sacar el coche del mismo después del concierto era solo para valientes y expertos en tetris.

Con un intro musical de tres minutos, Ricky Martin pisa el escenario con la energía que lo caracteriza y su sonrisa de lado a lado, el publico comienza a gritar de euforia y a romper en llanto de la emoción, ya que como el mismo artista comprobó tras preguntar -¿quienes están por primera vez en un concierto mio?, mas del 80% de los asistentes eran la primera vez que disfrutaban del Puertorriqueño en directo.
El sonido no hacia mucha justicia a la voz tan sensual y profunda de la que presume, pero desde el palco tres se escuchaba bien. Lo que no era soportable era el calor que derretía hasta los teléfonos y dejo a mas de una sin maquillaje, ya que era imposible no moverse al ritmo de canciones como: “la copa de la vida”, “Maria” o “La Mordidita”

Ricky quiso transmitir sus buenas vibras y en todo momento nos repetía que era importante no dejar de sonreír y que debíamos hacerlo para contagiar nuestra felicidad a otros lugares donde la tristeza y el dolor estaban reinando.

En la pantalla un vídeo nos sensibilizo, era la fundación de Ricky Martin donde nos mostraba el trabajo que se realiza en la misma, en el vídeo nos comenta que el tiene dos hijos biológicos y dos adoptados y que todos podemos hacer más por ayudar a esos niños que no tiene culpa de la maldad de este mundo http://rickymartinfoundation.org/es/ Fueron muchísimas las veces que el artista cambio el vestuario pasando de muy formal, a casual e informal, aunque reconozco que muchas de nosotras nos quedamos con las ganas de un Ricky sin camisa.

Durante casi todo el concierto teníamos la sensación que se acababa y el artista siempre nos preguntaba -¿una mas? Y como era de esperar todos los presentes gritaban -Siiiii-. Dejo las canciones mas movidas para el final donde nos dio una lección de porque hay que ir al "Gym" ya que esa energía y movimiento de cadera no puede hacerlo cualquiera.

Una noche inolvidable donde reconozco que fue mas de lo que esperaba.
Gracias Ricky me llevo tu energía y buenas vibras.

FOTOS DEL CONCIERTO

sábado, 17 de septiembre de 2016
publicado por: LoMasMusical

Magazine

Magazine      Julio

PDF to magazine print

social

esy

marque

flip

Entradas Populares

slider

r

ata

Redes Sociales